Quieta para ser Montada.

Quieta para ser Montada.
La vaca que se queda quieta para ser montada es la vaca en celo. Las vacas son bisexuales, por ende pueden ser montadas por un toro u otra vaca. El reflejo de permanencia es la regla de oro para la detección de celos.

Drost M (1974)